Octavio Rojo

Pareja de Bailarines de Tango. Octavio Rojo. Óleo pastel, 50 x 35 cm


Una bailarina de tango de enormes muslos y detrás un despatarrado bandonenista.  Es una escena de baile caricaturesca  diría que es la representación visual de un sainete. Así asoman a la vista de todas las particulares pinturas de Octavio Rojo.

Hay muchas reseñas de su vida y su obra en internet, es que Rojo es uno de los pintores más prolíficos y queridos de Buenos Aires, su obra se cotiza mucho más día a día cuando es descubierta por los  coleccionistas de arte.


Octavio Rojo nació en Buenos Aires en 1951.
Aprendió los rudimentos del arte durante su niñez, desarrollando especial interés por la caricatura.
Cursó sus primeros estudios con la retratista Ana Maria Rojo Oliver, continuando los mismos en la escuela de dibujo de los profesores Andrés Borisof y Pablo Pereira .
Luego viajó alrededor del mundo (recorriendo 70 paises de los cinco continentes) captando imágenes, culturas, colores y sobre todo enriqueciendo la sensibilidad y sentimiento que hoy plasma en su paleta.
Sin embargo, es el pintor y critico Teodoro Craiem el que percibe en su verdadera dimensión la actitud de su pupilo, poniendo especial interés en el aprendizaje y perfeccionamiento de las técnicas del colorismo del óleo pastel. La obra de Octavio Rojo fué desde el primer momento muy bien recibida por la critica y público en general, siendo reflejo de ello que desde antes de su primera exposición su obra fuese adquirida por importantes coleccionistas del país y del exterior, entre ellos el príncipe Felipe heredero del trono de Bélgica.

Octavio Rojo no pertenece a esa clase de artistas cuyas obras nos imponen patetismos o novedades; lejos del heterogéneo panorama de modas y tendencias, sus óleos-pasteles describen un mundo intimista cuyas más secretas claves son la levedad y la gracia . No se trata de un artista que esté buscando algo que decir; atravesando por una profunda necesidad de expresión , sus representaciones, más que la constatación de una realidad, son evocaciones que nos cuentan cómo viven en él, ciertas cosas del mundo y la memoria Asi surgen sus teatros, sus caballadas, sus fiestas taurinas y otros motivos que, percibimos de inmediato, son apenas un punto de partida para desplegar esa materia que casi musicalmente nos conduce a otro mundo, ese mundo transfigurado por la mano del artista que al cabo aparece como una constante celebración para transformarse en lo que las obras de Octavio Rojo manifiestan : Un auténtico testimonio sensible. (Raul Santana, 2001)
Pocas veces se encuentra un artista con sensibilidad y afectividad como Octavio Rojo. seguramente los centenarios e históricos muros de la Manzana de las Luces son los más adecuados para albergar una obra que habla de las raíces históricas de este pueblo argentino poco afecto a valorar su pasado que comienza con la Historia de las Culturas preexistentes junto a la de España que es la de Occidente. Todo ello se refleja en los óleos y pasteles que presenta recreando con enfoques costumbristas que hicieron a nuestra sociedad hispano criolla por más de trescientos años. Así aparecen las fiestas taurinas, los candombes, la religiosidad de las procesiones y los salones criollos sin olvidar el mágico mundo del teatro. El espectador percibe el color como quien saborea por anticipado con los ojos un exquisito plato decorado y mucho más, cuando lo incorpora al degustarlo en detalle. Desde los fondos terrosos se recortan las figuras de principio del Siglo XIX ataviadas a la europea y participando de las encantadoras tertulias donde se lucían los intelectos, se bailaban minués y cuadrillas y las damas lucían sus dotes musicales al piano a la luz de las velas acompañados por sus fieles servidores. Rojo con economía de colores y sin ocultar su profunda admiración por el Maestro uruguayo Pedro Figari recrea el tiempo de dominio hispánico y principios de la nacionalidad con la convicción de quien ama la Historia y sabe recrearla a través del arte creando un clima. (Irma Aguado, integrante de la Comisión Nacional de la Manzana de las Luces)

Informamos que esta obra ya no integra nuestra colección.
Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...